Contraindicada en casos de hipersensibilidad al yodo o a cualquiera de los componentes de la formulación. No se debe emplear en lesiones de tipo tuberculoso, lepromatoso o de etiología desconocida. La yodopovidona es incompatible con detergentes aniónicos y jabones de sodio, así como agua oxigenada. El material poroso, torundas de algodón y material de polietileno absorben la solución y disminuyen su actividad. La yodopovidona es altamente tóxica cuando se ingiere.